Más de 1,800 tolupanes se benefician con nuevo hospital y 3 centros educativos

347A4920Montaña de la Flor (Orica, Francisco Morazán), 27 de junio. El presidente Juan Orlando Hernández y la primera dama, Ana García de Hernández, inauguraron este lunes en la Montaña de la Flor, municipio de Orica (Francisco Morazán), el Centro Integral de Salud Vida Mejor y tres centros educativos que benefician a 1,805 habitantes de la etnia tolupán.

 

Los centros educativos son dos de educación básica y un jardín de niños.

 

La inversión de estas obras es de 8 millones 206 mil 137 lempiras y fue ejecutada por el Gobierno del presidente Hernández a través del Instituto de Desarrollo Comunitario, Agua y Saneamiento (Idecoas).

 

El presidente Hernández señaló que el nuevo hospital, que tiene un costo tres millones de lempiras y está ubicado en la aldea La Ceiba, vendrá a generar un gran impacto y demuestra que “ante Dios todos somos iguales”.

 

Para el Gobierno “el que más necesita tiene prioridad número uno y por eso estamos aquí”, dijo el presidente Hernández en el acto de inauguración realizado en la aldea La Ceiba.

 

El gobernante giró instrucciones a la ministra de Salud, Yolany Batres, para darle prioridad a este centro integral.

 

“Tiene que darle prioridad por sobre otros hospitales, porque estamos para ayudar a los que más lo necesitan. El programa Vida Mejor tiene que echar raíces. Eso significa atender al que más lo necesita”, detalló Hernández.

 

Señaló que ahora los tolupanes deben tener una vida digna y para eso deben asesorarse en el programa Mejores Familias.

 

“Es el momento de hacer un cambio cultural”, afirmó Hernández.

 

“Debemos hacer un proyecto que permita mantener las costumbres culturales de este pueblo, porque es nuestro deber hacerlos visibles. Tenemos un interés especial por ayudar a los pueblos indígenas y afrodescendientes", apuntó Hernández.

 

Exhortó a los tolupanes a que usen las buenas prácticas como la asistencia técnica para controlar el manejo del agua y cuidar las zonas de las cuencas.

 

“Tener reservada el agua significa sacar tres cosechas al año”, contó el gobernante.

 

“A nuestros hermanos tolupanes tenemos que verlos como algo especial, porque han sido pueblos autóctonos y que pasaron los gobiernos de las alcaldías, centrales, Congreso, y si están viviendo situaciones difíciles es porque no se acordaron de ellos como tuvo que haber sido siempre”, agregó Hernández.

 

Mejoras en Salud

 

El Centro Integral de Salud (CIS) funcionará en su primera etapa con: 1 médico, 1 enfermera, 1 odontólogo, 1 promotor y 1 técnico en Microbiología.

 

Hoy, con este nuevo centro, las comunidades de la Montaña de la Flor tienen acceso a Medicina General, Atención Prenatal, Crecimiento y Desarrollo a menores de 5 años, Atención al Adulto Mayor, Atención Integral a la Mujer y Odontología General

 

Tienen acceso a servicios de laboratorio: Hemograma, Química Sanguínea, General de Orina, Pruebas en el Embarazo (VDRL, VIH, glicemia, general de orinas, hemograma y citología).

 

Se trata de todo un esquema de salud integral para estas comunidades que habían estado sin acceso a servicios de salud en un lugar de tan difícil acceso.

 

En Educación

 

Por otra parte, el Idecoas detalló en su informe que en el caserío El Aguacate se construyó la Escuela Feliciana Banegas a un costo de 1.9 millones de lempiras.

 

De igual forma, en la aldea San Juan se edificó la Escuela Rubén Martínez Rodas con un valor de más de 1.3 millones de lempiras.

 

La infraestructura del centro escolar es un aula de 6 por 8 metros; cuenta con cocina, bodega, módulos sanitarios y está equipada con mobiliario.

 

Al mismo tiempo, se construyó el Jardín de Niños Edith de Maricela Figueroa, en la aldea Hierba Buena, a un costo de más de 1.8 millones de lempiras.